Beneficios de las sentadillas

Los sentadillas son, sin lugar a dudas, el entrenamiento fundamental de nuestra rutina de piernas. Para que? Pues porque tienen varios beneficios para nuestro cuerpo:

Los 6 beneficios de las sentadillas

Fuerza : Aumenta considerablemente con respecto a la parte inferior del cuerpo, ya que es un ejercicio en que es muy fácil progresar en cuanto a cargas. Si se trabaja de forma continuada, se consigue tener unas piernas fuertes y potentes.

Velocidad : Las sentadillas ayudan a ganar fuerza y potencia en las piernas , de este modo, conseguiremos ser más rápidos cuando corremos. Las piernas serán capaces de generar más fuerza al pisar y, por tanto, más potencia en el desplazamiento de la zancada.

Reducir dolor de espalda : Al hacer sentadillas también trabajamos el core, que nos ayuda a fortalecer la espalda. Así pues, este ejercicio (junto con el de peso muerto) puede ser un valioso aliado para reducir y tratar los dolores de espalda.

Equilibrio y estabilidad : Variantes de este ejercicio (como la sentadilla con una sola pierna) cuentan con un componente que nos ayuda a fortalecer esta aptitud física. Al trabajar el glúteo medio, reforzamos la estabilidad y el equilibrio del cuerpo.

Quema grasa : Incorporar varias repeticiones de este movimiento en el entrenamiento con peso moderado, no sólo aumentará las pulsaciones sino que también potencia la eliminación de grasa. Trabajar con pesos elevados a bajas repeticiones también conseguirás el mismo efecto.

Movilidad : Cuando se realiza un trabajo repetitivo no sólo se gana fuerza, masa muscular y core rápidamente, sino que también representa una técnica para mejorar la movilidad. Esto es muy importante sobre todo de cara a cuando nos hacemos mayores y nos cuesta más hacer actividades cotidianas como levantarse de la silla. Así que este tipo de ejercicio puede ayudar a aumentar la calidad de vida y mejorar la movilidad de cara al futuro.