Saltar al contenido
Tu Mejor Fisico

Dormir bien puede ayudar a lograr tus objetivos

beneficios dormir bien

Cómo dormir te puede ayudar a lograr tus objetivos

 

La razón por la que un deportista se levanta a entrenar es sencilla: tiene objetivos establecidos y quiere alcanzarlos.

Sabes que detrás de cada meta hay constancia, dedicación y tiempo, pero quizás el único factor que siempre se descuida por completo es el descanso, y la importancia de dormir, más específicamente.

Parece una contradicción que para alcanzar tus objetivos deportivos debas dedicar horas diarias a dormir, pero en realidad es lógico, por lo menos desde el punto biológico, pues mientras entrenas en tu cuerpo se agota y para rendir más se necesitan músculos y un sistema descansado.

Sólo mediante el sueño reparador puedes obtener esto.

Efecto de la falta de sueño sobre tu cuerpo

El principal efecto de la falta de sueño sobre el cuerpo de un deportista, es que éste experimenta un descenso en su rendimiento y esto se debe a dos razones: no hay lugar para una recuperación física y el metabolismo de su cuerpo se ve alterado.

Cuando no duermes y descansas lo suficiente tras el entrenamiento, tu cuerpo no tiene oportunidad de restaurar las reservas de energía ni de reconstruir las fibras musculares que se rompieron durante la actividad física, es por esto que se experimenta cansancio y requiere de más esfuerzo realizar la misma actividad que realizaste anteriormente.

De igual manera, no dormir afecta el metabolismo de la glucosa y la función neuroendocrina normal, lo que da como resultado alteraciones en el metabolismo de los carbohidratos, en el apetito, la ingesta de alimentos y la síntesis de proteínas.

La falta de sueño también afecta el estado anímico, cuando una persona duerme una cantidad insuficiente de horas es más propenso a experimentar irritabilidad, apatía, agotamiento mental y en el caso de los deportistas, pérdida de la motivación.

Además, se afecta su capacidad de reacción, coordinación y alerta.

La hormona del crecimiento y el sueño

Durante el sueño, más precisamente durante la tercera y cuarta etapa del ciclo de sueño, el cuerpo recupera su estado óptimo y libera aproximadamente el 95% total de la producción de la “Hormona de Crecimiento Humano”, conocida habitualmente con las siglas HGH, que es producida por la glándula pituitaria en la base del cerebro.

Esta hormona estimula el aumento de masa y reparación muscular, la construcción ósea y la quema de grasa.

En otras palabras, esta es la hormona que ayuda al cuerpo a recuperarse fisiológicamente tras un entrenamiento intenso, y cuando no puede liberarse debido a una importante reducción en las horas de sueño el cuerpo no alcanza su estado óptimo, además, se ve afectado por otra hormona llamada “hormona del estrés”, la cual se va acumulando y causa un efecto nocivo.

Cuando se alcanzan niveles elevados de la hormona del estrés o hidrocortisona, el cuerpo se ve afectado negativamente debido a que impide su restauración y recuperación, y porque inhibe el crecimiento de nuevo tejido.

Un deportista dedicado a actividades intensas, necesitará dormir entre 10 y 13 horas cada noche, mientras que aquellos cuyas prácticas deportivas son moderadas necesitarán dormir 8 horas diarias aproximadamente.

Dormir puede ayudarte a cumplir tus objetivos deportivos si consideras que reduce las posibilidades de lesiones como calambres, desgarros o fracturas por estrés muscular, cuya recuperación amerita tiempo en el que no podrás realizar actividades físicas o por lo menos con la misma intensidad.

Un buen entrenamiento físico o deportivo no deja de lado el descanso y el tiempo para dormir, pues es fundamental para que el organismo se recupere, así como es imprescindible tener una buena nutrición, rutinas de entrenamiento establecidas y medidas preventivas.

 

Infografia beneficios dormir bien

infografia beneficios dormir bien